Mirada de fuego: cómo llevar las sombras rojas

Estamos acostumbrados al rojo en los labios e incluso en el rubor, pero llevarlo en los ojos no es tan fácil. Es un look potente e interesante porque es un color poco común para esta zona del rostro, que además se aconseja que el resto del maquillaje sea minimal y nude, para no lucir sobrecargadas.

 

Consejos para un mejor resultado

  • Aplicar gotas para los ojos para que no se vean rojos y no se confunda con una infección o alergia.
  • Enmarcar la mirada con máscaras y un delineado negro sutil, algo que le dé un contorno al ojo y un contraste entre el rojo o rosado que se aplique.
  • Se pueden usar tanto colores mate como satinados, pero los primeros dan mayor contraste.
  • Cuando usas sombras como éstas, hay que ser atrevidos para que se note la intención del maquillaje.
  • Según la rosa cromática, estos colores son opuestos a los tonos verdes, por lo que debería verse mejor en personas con ojos de ese color, claro que       estas reglas están obsoletas. El maquillaje evoluciona de tal manera que hoy en día podemos lucir espectaculares variando estos tonos .
  • Si no te animas con colores tan atrevidos, puedes probar con un burdeo.

 

Para quién no

No se recomienda usar este look para aquellas que tengan piel blanca con tendencia rojiza, porque esto resaltará aún más.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*